Plastic: amor inflable

Por algún motivo, de un tiempo a esta parte la ficción ha representado a los asesinos en serie con un cierto aire de misticismo romántico. Este particular retrato ha conseguido que algo que debería repugnarnos sin límites, nos cause cierta fascinación. Recalco que estoy hablando de la ficción. Todo el mundo sabrá nombrar al menos un par de sagas cinematográficas bastante longevas protagonizadas por personajes que están lejana o directamente inspirados en asesinos reales. El guionista Doug Wagner (The Hard Place) ha sabido aprovechar esto para regalarnos un cómic inquietantemente divertido.

Edwyn y Virginia forman una pareja muy especial. Él es un asesino en serie retirado que ha encontrado en Virginia el perfecto bálsamo para calmar sus impulsos. Ella es…una muñeca hinchable. Juntos se verán envueltos en una rocambolesca historia tras sufrir un encontronazo con el hijo de un poderoso millonario. Virginia será secuestrada, y para volver a verla Edwyn se verá forzado a volver a matar.

Plastic3La recomendación de nuestro querido amo de la grapUSA David Redondo en nuestro podcast, me picó a probar esta obra que no tenía planeado leer. Ante todo, Plastic me parece un cómic divertido, que utiliza el humor negro (negrísimo más bien) para que podamos digerir una historia plagada de aspectos muy “malrrolleros”. A lo largo de las cinco grapas que componen la historia, vamos a encontrar un buen puñado de momentos realmente oscuros, que quedan tamizados por una visión ácida y un tanto macarra que marca el tono de la obra. Doug Wagner nos mete en la mente del asesino, haciéndonos partícipes del gran nivel de trastorno que sufre el protagonista; pero posiblemente el mayor triunfo de «Plastic» sea lograr que un personaje tan perturbado nos caiga bien, e incluso que lleguemos a identificarnos con él en alguno de sus comportamientos. Es cierto que durante el desarrollo de la trama vamos a encontrar algunas situaciones que resultan un poco forzadas, pero tampoco desentonan del todo con una historia tan sui géneris.

El otro factor que define la obra es la violencia explícita que la recorre de principio a fin. La sangre es una protagonista más, llegando a alcanzar niveles absurdos y a ratos bordeando el mal gusto, lo cual convierte a «Plastic» en un cómic no recomendado para paladares finos. Al igual que Edwyn con sus víctimas, el equipo creativo se muestra implacable a la hora de mostrar violencia gráfica, con abundancia de gore y truculencia que, como decía antes, se tolera bien siempre que aceptemos la carga humorística del guion. Pero es admirable cómo, detrás de tanto exceso, la obra consigue enganchar al lector (al menos en mi caso) y le ofrece un desenlace que puede llegar a ser emotivo.

Plastic2A los lápices encontramos a un desinhibido Daniel Hillyard, que plasma en imágenes toda esa violencia con un estilo que ayuda mucho a que comulguemos con «Plastic». Su narrativa gráfica me parece muy convincente, cosa palpable en el inicio del número 2, donde asistimos durante seis páginas a una secuencia en el interior de un coche que está muy bien contada. Por supuesto, Hillyard se luce en las viñetas más sangrientas, ayudado por el magnífico color de Laura Martin. Para que podamos apreciar el trabajo de esta colorista, recomiendo leer las notas incluídas al final de cada número en las que se habla del proceso creativo de una manera bastante desenfadada a la par que didáctica.

Con «Plastic», Image nos regala una obra muy curiosa con la que aumentar nuestra galería de asesinos en serie de ficción. Su lectura es bastante disfrutable gracias a sus personajes, su ritmo, su mala baba, su explicitud y, por qué no decirlo, su romanticismo. Por que al fin y al cabo, la historia de Edwyn y Virginia no deja de ser una historia de amor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s