Helter Skelter: Más dura será la caída [Reseña]

Helter Skelter Texto 2

“She’s coming down fast

Yes, she is

Yes, she is

Coming down fast”

(Helter Skelter – John Lennon / Paul Mccartney)

A menudo las sociedades actuales, tan necesitadas de mitos paganos, fabrican ídolos de pies de barro en aras de objetivos comerciales. Sectores, entre otros, como el cinematográfico, el musical o la moda, están plagados de celebridades sustentadas por legiones de fans que rinden culto a la estrella de turno, con la consiguiente oportunidad comercial evidente para quien explote esa marca. Un activo muy rentable que puede hacer rentable cualquier producto asociado a esa persona que está en el candelero. Posiblemente conlleve un reinado efímero, como una supernova que brille tan intensamente como breve sea su momento de gloria. Un momento en el que es conveniente hacer sonar la caja registradora tantas veces como sea posible.

Muchas de ellas quedarán relegadas al olvido tan pronto otro arribista mediocre ocupe la atención, disimulando sus carencias con un baño de marketing debidamente calculado. Otras demostrarán que más allá del brillo inicial hay un talento de base que hace que su trabajo tiene la consistencia necesaria para perdurar en el tiempo. Así el sistema, necesitado de fabricar “envoltorios” que doten de más valor añadido a productos artísticos destinados a la venta, va funcionando por modas y campañas comerciales. La caducidad es inherente a la cultura pop. Mientras tanto, algunos cadáveres quedan en el camino: Como el de Ririko, la protagonista del manga que nos ocupamos hoy: “Helter Skelter” de Kyoko Okazaki, editado por Ponent Mon.

Helter Skelter Texto 3

¿Cuál es el precio a pagar para llegar a la cima? ¿Cuánto estás dispuesto a sacrificar para ser un ídolo mediático? ¿Cuántos escrúpulos quedarán intactos una vez se corone lo más alto? ¿El pago de todos esos “sacrificios” vendrá con intereses? Con todas esas preguntas en el aire, conoceremos a Ririko, una modelo en lo más alto del estrellato. Una celebridad con legión de seguidores que admiran (y algunos emulan) su belleza. Un producto vacuo y característico de las sociedades avanzadas de fin de siglo, donde prima más la apariencia que la esencia. Donde la pura belleza física se combina con mensajes artificiales destinados a aumentar la cuenta de resultados, mensajes que la modelo verbaliza y que no son más que impostadas declaraciones creadas por su agencia.

Así el reinado vacuo de belleza de este icono  está en la cúspide. Pocos adivinan que poco hay cierto en ese cuerpo espectacular, fruto de incontables intervenciones quirúrgicas. Del mismo modo que detrás de esas declaraciones públicas no hay más realidad que mensajes teledirigidos. Nadie sabe lo que dejó atrás Ririko por llegar hasta allí ni que esa belleza artificial tiene fecha de caducidad.

Helter Skelter Texto 1

Así comienza el inevitable final, del que seremos testigos en las páginas de este manga. la decadencia de una celebridad que revela sus múltiples carencias en su ocaso. Todo ello narrado de forma sublime por Okazaki, que a traves de pasajes nos construye un personaje atormentado, tan víctima como déspota, que va cayendo a los infiernos y todo lo que arrastra en su descenso Como complemento al paisaje, clínicas estéticas y agencias con nulos escrúpulos y una sociedad ávida de ídolos fugaces. De fondo, el coste humano de la fama a toda costa y la surrealista caída de una Ririko que abraza por momentos el delirio. Todo narrado por Okazaki de manera concisa e implacable, haciendo una disección certera de un retrato humano en esta senda de autodestrucción. Una fábula sobre el peso de los estereotipos en la sociedad actual, que demanda a cualquier precio ídolos fugaces para que la maquinaria no cese de producir beneficios.

Galardonado con el premio cultural Tezuka Osamu en 2004, “Helter Skelter” está editado en castellano por Ponent Mon en un volumen de 320 páginas tan adictivas como implacables. Una lectura absorbente de la decadencia del juguete roto que es su protagonista. Una fábula moderna y descarnada sobre la fama, la belleza y el coste que conlleva. Un manga inmisericorde. Un tebeo imprescindible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .